Sonny Gray.

OAKLAND - El sábado pasado en el Juego 2 de la Serie Divisional de la Liga Americana, el joven Sonny Gray luchó tú a tú con Justin Verlander, propinándole 8.0 ceros dominantes a los Tigres mientras que el veterano de Detroit dejó en blanco a Oakland durante 7.0 innings.

Con dicha actuación, el novato se ganó la confianza del manager Bob Melvin para subirse a la lomita por los "verdes" el jueves en el decisivo Juego 5 de la serie, otra vez contra Verlander-a pesar de que el turno en la rotación de los Atléticos le tocaba al dominicano Bartolo Colón.

"Todos nos hemos impresionado con él en un corto período de tiempo", dijo Melvin acerca de Gray, de 23 años de edad. "Cuando subió (a Grandes Ligas) ya estábamos en una lucha por la clasificación y tuvo su prueba de fuego. Lanzó bien, con mucha confianza y siempre con buena presencia en el montículo".

Gray les llamó la atención a todos con su dominio de los bates felinos en el segundo encuentro de esta serie. En dicho partido no sólo tiró 8.0 ceros, sino que lo hizo al permitir apenas cuatro hits, con nueve ponches y sólo dos bases por bolas.

Con una recta bien localizada que superó con consistencia las 95 millas por hora, combinada con un buen lanzamiento rompiente, Gray exhibió un aplomo propio de un veterano. Los Atléticos esperan que eso se repita el jueves.

"Creo que ha sido algo que ha ido en incrementos", dijo Melvin acerca de la maduración de Gray, quien incluyendo su salida en el Juego 2 lleva efectividad de 1.85 en sus últimas siete presentaciones. "Hemos admirado eso cada vez que se ha subido a la lomita, lo astuto que ha lucido para un muchacho joven".

Ante un lineup que presume nombres como Miguel Cabrera, Prince Fielder, Víctor Martínez y Torii Hunter-entre muchos otros-Gray no se dejó intimidar para nada el sábado. Y con la temporada de su equipo en juego el jueves, Oakland confía en que así será también para el Juego 5.

"No le tiene miedo a nada", expresó Melvin. "Ya ha lanzado en juegos grandes y, cuando hablas de experiencia en este tipo de partidos, de verdad tiene esa clase experiencia al haber pitchado (vs. Detroit) hace cinco días".

La decisión de Melvin de irse con Gray por encima de Colón ha sorprendido a algunas personas, a pesar de que el primero estará lanzando con su descanso normal.

Colón fue esencialmente el as de Oakland en la campaña regular, ganando 18 juegos con efectividad de 2.65-la mejor de su carrera y la segunda más eficiente en la Liga Americana, detrás del venezolano Aníbal Sánchez de los Tigres. Además, a pesar de cargar con la derrota en el Juego 1 el viernes, brindó una salida de calidad en el Juego 1 al permitir tres carreras en 6.0 innings.

Sin embargo, el dominicano no le gana a Detroit desde abril del 2003. Desde entonces, lleva promedio de carreras limpias de 6.75 vs. los felinos.

Melvin reconoció que no fue una decisión fácil irse con Gray por encima de Colón, pero que el veterano aceptó la noticia como todo un profesional. El dirigente también aclaró que la estrategia no habla mal del oriundo de Altamira, sino que refleja el buen momento del novato.

"Esto se trata exclusivamente de Sonny Gray", manifestó Melvin. "Al final la decisión se basó en el último juego que lanzó Sonny en condiciones similares en nuestro estadio".

Ese partido lo recuerdan muy bien los Tigres, aunque quisieran olvidarlo. Ahora quieren un resultado diferente.

"No nos gustó lo que vimos, pero fue algo bastante bueno", dijo el manager de Detroit, Jim Leyland, acerca del dominio de Gray en el Juego 2. "Pero por lo menos lo hemos visto ahora. Eso marca algo de diferencia.

"Con el material que él exhibió, pues no vamos a estar en una zona de confort, pero sí te hace sentir un poco más cómodo ahora que conoces la acción de la bola, con el gran lanzamiento rompiente que tiene", continuó el dirigente. "Este muchacho es un gran pitcher joven, pero espero que las cosas sean mejores para nosotros que la otra noche".