Everth Cabrera. (Tom Lynn/AP)

PEORIA, Arizona -- El campocorto de los Padres Everth Cabrera dijo que está "un poco sorprendido" y "decepcionado" por el informe noticioso acerca de que su nombre aparece en los archivos de la clínica de Florida que es investigada por las Grandes Ligas por presuntas prácticas de dopaje.

ESPN informó el martes que el nicaragüense estaba en una lista de individuos que presuntamente recibieron sustancias anabolizantes, aunque el canal deportivo televisivo indicó que los documentos no son prueba de que consumió o recibió los fármacos.

Cabrera se negó a hacer comentarios específicos sobre Biogenesis of America, la clínica hoy cerrada que operaba en Coral Gables, Florida. No dijo si había tomado, comprado o recibido sustancias anabolizantes.

"Voy a cooperar completamente con la liga", dijo Cabrera. "Pero no puedo decir nada sobre eso por ahora".

Cabrera, quien fue líder de la Liga Nacional en robo de bases con 44 la temporada pasada, dijo que habló con el manager de San Diego, Bud Black, dos veces el miércoles sobre el tema, la segunda vez con la presencia del gerente general Josh Byrnes.

Black, quien tiene una sólida relación con Cabrera, no sonó muy preocupado por la situación.

"Estamos satisfechos con lo que oímos", dijo Black. "Creemos que esto se resolverá de manera positiva".

Cabrera no ha dado positivo en controles antidopaje. Pero podría ser objeto de una suspensión de 50 partidos si Grandes Ligas encuentra evidencia de que estuvo en posesión de sustancias prohibidas o participó en su venta o distribución.

ESPN dijo que un documento obtenido contenía la cifra de 1.500 dólares junto al nombre de Cabrera con una fecha de marzo, supuestamente del año pasado.

Cabrera bateó .246 con 49 carreras en 2012.

"Lamento la situación" creada a los Padres, dijo.

El relevista de los Padres Fautino de los Santos estaba también en la lista con 700 dólares anexados y una fecha de marzo, agregó ESPN.

Black dijo que habló brevemente con el dominicano De los Santos, pero no reveló el contenido de la conversación.